Trump incluye a Corea del Norte y Venezuela en el veto migratorio

El presidente norteamericano, Donald Trump

Los países afectados por la nueva proclamación presidencial de Trump, que entrará en vigor el 18 de octubre, son Irán, Libia, Siria, Yemen, Somalia, Chad, Corea del Norte y Venezuela.

El compromiso de Donald Trump, de preservar la seguridad de la sociedad estadounidense sigue incólume. De este modo, el presidente ha emitido una proclamación presidencial – de equivalente valor a una orden ejecutiva – por la que reemplaza su ya expirado veto migratorio por otro en el que se incluye a Venezuela y Corea del Norte, dos países que, en los últimos meses, han tomado una deriva preocupante para Estados Unidos.

De esta manera, los países afectados por la nueva proclamación presidencial de Trump, que entrará en vigor el 18 de octubre, son Irán, Libia, Siria, Yemen, Somalia, Chad, Corea del Norte y Venezuela. Una lista de naciones en la que ya no figuran Sudán e Iraq, que sí aparecían en la que el mandatario norteamericano estableció, a través de una orden ejecutiva, en marzo de este año.

En la misma proclamación presidencial, el presidente estadounidense deja claro cuál es el propósito que le guía: ‘Como presidente, debo actuar para proteger la seguridad y los intereses de Estados Unidos y de su pueblo’. Precisamente en esta aseveración ha abundado a través de Twitter horas después: ‘Hacer que Estados Unidos sea seguro es mi prioridad número uno. No admitiremos en nuestro país a aquéllos que no podemos chequear de forma segura’.

¿En qué consiste exactamente el nuevo decreto?

No se trata exactamente de un veto de viaje conjunto a esos ocho países, sino que marca restricciones concretas para cada uno. No obstante, lo cierto es que la mayoría de ciudadanos de Irán, Libia, Siria, Yemen, Somalia, Chad, Venezuela y Corea del Norte tendrán prohibido el acceso a Estados Unidos indefinidamente.

Estas nuevas restricciones, que han sido motejadas de ‘vitales’ por miembros de la Administración Trump, se basan en una revisión mundial en función de la información sobre seguridad que los diferentes países comparten con Estados Unidos, y no en criterios de religión. No en vano, en dos de los Estados que figuran en la lista, el islam presenta una muy exigua importancia.

El propósito de estas limitaciones, que no afectarán a aquellas personas que ya gocen de visado, es contribuir a la seguridad pública norteamericana. ‘El objetivo es mejorar las capacidades y procesos de vigilancia para detectar el intento de entrada a Estados Unidos de terroristas u otras amenazas para la seguridad pública’, reza la orden presidencial.

El caso de Venezuela

El motivo por el que Venezuela ha sido incluido en esta lista de países tiene poco que ver con lo ideológico. Al menos así lo explica Trump en su muy discutida proclamación presidencial: ‘El Gobierno de Venezuela falla a la hora de compartir adecuadamente información relacionada con seguridad pública y terrorismo’.Asimismo, el ejecutivo bolivariano ‘no coopera en verificar si sus ciudadanos representan amenazas para la seguridad nacional o la seguridad pública’.

En consecuencia, las restricciones anunciadas se centrarán en aquellos venezolanos a los que se pueda considerar responsables de esas deficiencias.

Leave a Reply

Notificar de
avatar
Beatriz
Invitado

Excelente medida. Que el Espíritu Santo lo siga iluminando, por el bien de EEUU y del mundo entero.

wpDiscuz